Como tostar almendras en el horno

Como tostar almendras en el horno

receta saludable de almendras tostadas

Las almendras son un tentempié que no tiene desperdicio, y son un gran alimento para llevar. Llevo una lata en el coche para los viajes por carretera, o para esos momentos en los que salgo corriendo de casa y he estado demasiado ocupada para comer (intento evitarlo, pero la vida pasa). Sin embargo, mi relación con ellos ha sido intermitente. Comer en días consecutivos a veces me provocaba dolor de estómago. Esto siempre me desconcertó un poco hasta que descubrí cómo hacer las mejores almendras tostadas.

Hace unos meses, o quizás más, recuerdo haber leído que remojar los frutos secos y las semillas facilita la digestión. Yo remojo regularmente las almendras para hacer leche de almendras, pero remojarlas para comerlas a puñados me parecía bastante complicado. Las almendras remojadas tienen que ser deshidratadas de nuevo para poder comerlas (es decir, tostadas).

¿Remojar las almendras para hacer leche? No hay problema. ¿Remojar almendras para comerlas? Um, ya estoy tomando prestadas las horas de mañana para compensar las de hoy. Sin embargo, una vez que te acostumbras a la rutina, no hay problema. Pongo en remojo suficientes almendras para la leche, y algunas extra para tostarlas cada pocos días. Cuando me despierto por la mañana, hago leche de almendras fresca y meto las almendras restantes en un horno a 300ºF. Se tuestan mientras me preparo y empiezo mi jornada laboral (me despierto sobre las 5:30-6:00 de la mañana todos los días).

->  Receta muslo de pollo al horno

almendras tostadas y saladas de gran valor

Imprimir receta¡Aprende a hacer almendras tostadas al horno en casa! Es una forma sencilla y saludable de tener almendras tostadas a mano para hornear, para picar o para cubrir una ensalada crujiente. Aprende a tostar almendras a granel y guárdalas en tu congelador para tenerlas a mano siempre que quieras.

En primer lugar, son un excelente tentempié. Yo guardo una bolsa grande de almendras tostadas en mi congelador y otra más pequeña en mi oficina (la llamo mi “saco de frutos secos”, lo que a mi niño de 12 años interior le hace mucha gracia) para poder coger un puñado de frutos secos si tengo hambre.

También me encanta echar un puñado de almendras tostadas en una ensalada o en un bol de comida (relacionado: Cómo hacer un bol de comida sin receta), añadir algunas almendras picadas a un bol de avena de la noche a la mañana para el desayuno, o añadirlas a mi corteza de chocolate negro para un capricho dulce. Las almendras tostadas al horno también hacen la mantequilla de almendras de vainilla casera más increíble que existe.

2) Son mucho más baratas. Mi madre solía comprar grandes bolsas de almendras tostadas en la tienda de alimentos a granel hasta que se dio cuenta de la diferencia de precio entre las almendras crudas y las tostadas. Por ese precio, tuesto las mías, muchas gracias.

cómo tostar almendras blanqueadas

Las almendras son un tentempié saludable que contiene muchas vitaminas y minerales, como magnesio, cobre, zinc, potasio y hierro. Cuando se tuestan, no sólo son buenas para ti, sino que también son deliciosas. Hazlas en el horno o, si tienes poco tiempo, ásalas en el fogón. Para obtener más sabor, mézclalas con aceite, especias y condimentos.

->  Recetas con seitán para cenar

Resumen del artículoPara tostar almendras crudas, empieza por extenderlas en una sola capa sobre una bandeja de horno sin engrasar. También puedes añadir azúcar, miel, ajo en polvo o sal para dar más sabor a tus almendras. Una vez que las hayas extendido en una bandeja, mételas en el horno a 350 grados Fahrenheit durante 10-15 minutos o hasta que estén doradas. Mientras se tuestan, revuelve las almendras con una espátula para que se cocinen uniformemente. Cuando las almendras estén cocidas, retíralas del horno y pásalas a otra bandeja para hornear, que las enfriará. Si quieres guardar tus almendras tostadas, asegúrate de que se hayan enfriado completamente antes de sellarlas en un recipiente para evitar que se enmohezcan por el exceso de humedad. Para obtener más consejos de nuestra coautora Cook, incluyendo cómo asar almendras en una sartén, sigue leyendo.

h-e-b churro cinnamo

Imprimir receta¡Aprende a hacer almendras tostadas al horno en casa! Es una forma sencilla y saludable de tener almendras tostadas a mano para hornear, para picar o para cubrir una ensalada crujiente. Aprende a tostar almendras a granel y guárdalas en tu congelador para tenerlas a mano siempre que quieras.

En primer lugar, son un excelente tentempié. Yo guardo una bolsa grande de almendras tostadas en mi congelador y otra más pequeña en mi oficina (la llamo mi “saco de frutos secos”, lo que a mi niño de 12 años interior le hace mucha gracia) para poder coger un puñado de frutos secos si tengo hambre.

->  Pescado al horno sin espinas

También me encanta echar un puñado de almendras tostadas en una ensalada o en un bol de comida (relacionado: Cómo hacer un bol de comida sin receta), añadir algunas almendras picadas a un bol de avena de la noche a la mañana para el desayuno, o añadirlas a mi corteza de chocolate negro para un capricho dulce. Las almendras tostadas al horno también hacen la mantequilla de almendras de vainilla casera más increíble que existe.

2) Son mucho más baratas. Mi madre solía comprar grandes bolsas de almendras tostadas en la tienda de alimentos a granel hasta que se dio cuenta de la diferencia de precio entre las almendras crudas y las tostadas. Por ese precio, tuesto las mías, muchas gracias.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad