Arroz negro con sepia y alioli

Arroz negro con sepia y alioli

paella de calamares

El arroz negro, una receta de paella de tinta de calamar negra y brillante, es un plato memorable.  Se puede hacer con calamares frescos fritos en la sartén, o si se prefiere mantener todos los ingredientes en la despensa, se pueden utilizar calamares en tinta en lata de gran calidad.

La cocción lenta de los tomates junto con las anchoas, ricas en umami, da una verdadera profundidad de sabor al principio del plato; incluso se puede hacer la base de tomate en los pasos 2 a 4 con antelación, y guardarla durante un par de días en la nevera o en el congelador, para hacer una comida rápida y fácil entre semana.

La receta de arroz negro con tinta de calamar sirve generosamente para cuatro personas (¡cabe en una paellera para 4 personas!). Sin embargo, es fácil duplicar las cantidades y, con la ayuda de una de nuestras paelleras más grandes, es un verdadero placer para el público.

¡Eso puede ser lo mejor! Enfría rápidamente el arroz negro sobrante y refrigéralo lo antes posible; el arroz no debe dejarse a temperatura ambiente durante ningún tiempo, y lo ideal sería utilizar las sobras al día siguiente.

->  Cena para niños 2 años

arroz de sushi de tinta de calamar

El arroz negro O black rice es un guiso de arroz seco típico del Levante español, por el que se utiliza tinta de calamar para realizar el atributo tono de este plato. Se puede preparar con sustancias completamente diferentes, aunque lo más típico es hacer uso de la sepia o el calamar. Se suele acompañar de salsa alioli, con una textura muy parecida a la mayonesa pero con sabor a ajo.

La receta de arroz negro Se prepara en paella (o paellera) con una base de salteado de verduras que la diferencia de otras recetas con arroz. Para cocinarla es imprescindible utilizar un excelente inventario de pescados y mariscos que aporten aroma y sabor al plato y no olvidar añadir la tinta de calamar para teñir el arroz.

Poner en remojo el pimiento en un vaso de agua. Tiene que estar no menos de una hora. Despejar la sepia y minimizarla en cuadrados de 1-2 cm. Pelar los langostinos y reservar los cuerpos claros por un lado y las cabezas y cáscaras por el otro

En una paellera (o paella) cubrir la parte inferior con aceite de oliva, calentar a fuego medio y añadir las cabezas y las peladuras de las gambas. Saltear y triturar las cabezas para que suelten su jugo. Retirar las cabezas y las cáscaras, escurriéndolas bien para que queden con la mayor cantidad de aceite posible dentro de la sartén. Añadir el cebollino, el ajo exprimido (o picado muy, muy fino) y saltear un par de minutos.

->  Receta de magret de pato

arroz con tinta de calamar

Picamos todas las verduras (quitamos la piel del tomate), y las sofreímos con la hoja de laurel. En otra sartén, salteamos los calamares con la sepia, también cortada en trozos pequeños, y cuando estén hechos, añadimos las gambas.

Cuando lo tengamos todo bien cocinado, lo juntamos y añadimos la tinta de calamar. Mezclamos todo bien. Añadimos el arroz, mezclando bien y añadimos el caldo (poniendo el doble de la mitad de caldo que de arroz).

Una vez que tenemos todo listo, preparamos la bechamel. Para ello, calentamos una sartén a fuego medio y ponemos 4 cucharadas de aceite de oliva. Cuando el aceite esté caliente, añadimos las tres cucharadas de harina y las rehogamos con el aceite de oliva. Añadimos la leche hasta que veamos que la bechamel está espesa, removiendo constantemente para que no se queme. Sazonamos y cuando veamos que la bechamel tiene una textura adecuada, la mezclamos con el arroz.

calamares en tinta goya

Picamos todas las verduras (quitamos la piel del tomate), y las sofreímos con el laurel. En otra sartén, salteamos los calamares con la sepia, también cortada en trozos pequeños, y cuando estén hechos, añadimos las gambas.

->  Receta de tortilla de patatas en ingles

Cuando lo tengamos todo bien cocinado, lo juntamos y añadimos la tinta de calamar. Mezclamos todo bien. Añadimos el arroz, mezclando bien y añadimos el caldo (poniendo el doble de la mitad de caldo que de arroz).

Una vez que tenemos todo listo, preparamos la bechamel. Para ello, calentamos una sartén a fuego medio y ponemos 4 cucharadas de aceite de oliva. Cuando el aceite esté caliente, añadimos las tres cucharadas de harina y las rehogamos con el aceite de oliva. Añadimos la leche hasta que veamos que la bechamel está espesa, removiendo constantemente para que no se queme. Sazonamos y cuando veamos que la bechamel tiene una textura adecuada, la mezclamos con el arroz.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad